Dos tipos de personas

fork-in-the-road_0 copy

En última instancia sólo hay dos tipos de personas: los que dicen a Dios, “hágase tu voluntad” y aquellos a quienes Dios dirá, al fin, “hágase tu voluntad”.

Todos los que están en
el infierno, lo han elegido.

Sin esta opción personal no habría infierno. Nadie que desee continua y seriamente el gozo (de Dios) fallará en obtenerlo. Los que buscan, encuentran. A quienes golpean la puerta, se les abre.

–C. S. Lewis
El Gran Divorcio

Decisiones que nos definen

heaven hell

A menudo la gente piensa que la moralidad cristiana es una especie de regateo en el cual Dios dice: “Si guardas un montón de reglas, te recompensaré; si no haré lo contrario”. No creemos que ésta sea la mejor manera de considerar el asunto. Más bien diríamos que cada vez que hacemos una elección estamos convirtiendo la parte central de nuestro ser, la parte que tiene la facultad de escoger, en algo un tanto diferente de lo que era antes.

Y tomando nuestra vida como un todo, con todas nuestras innumerables elecciones, a lo largo de todos nuestros días la estamos convirtiendo en una criatura celestial o en una criatura infernal; o en una criatura que se halla en armonía con Dios y con todas las demás criaturas y con ella misma, o en un ser que se halla en estado de guerra y de odio con Dios, con sus prójimos y consigo mismo. Ser una clase de criatura es el cielo, es gozo, paz, conocimiento y poder. Ser la otra es locura, horror, insensatez, rabia, impotencia y soledad eterna. Todos nosotros a cada momento estamos avanzando hacia uno u otro de estos estados.

–C. S. Lewis
Cristianismo . . . ¡y nada más!

A salvo del amor

Amar es ser vulnerable. Ama cualquier cosa, y tu corazón será atormentado; tal vez hasta destrozado. Si quieres asegurarte de mantenerlo intacto, no debes dárselo a nadie, ni siquiera a un animal. Envuélvelo cuidadosamente con pasatiempos y pequeños lujos; evita enredarte; ponlo a salvo en el ataúd de tu egoísmo. Pero dentro de ese ataúd—seguro, inmóvil, oscuro, asfixiante—tu corazón cambiará. No podrá ser destrozado; se volverá inquebrantable, impenetrable, irremediable. La alternativa a la tragedia o por lo menos al riesgo de la tragedia, es la condena.

Aparte del Cielo, el único sitio
donde se puede estar completamente
a salvo de los peligros y las perturbaciones
del amor es el Infierno.

 –C. S. Lewis

Published in: on 8 junio 2011 at 8:46 am  Dejar un comentario  
Tags: , , , ,

Perdonados

Es mentira la vieja tontera acerca de los buenos que van al cielo y los malos que van al infierno. El cielo es poblado enteramente por pecadores perdonados… y el infierno es poblado enteramente por pecadores perdonados. La única diferencia entre los dos grupos es que los que están en el cielo aceptan el perdón y los que están en el infierno lo rechazan.

–Robert Farrar Capon

Published in: on 7 octubre 2010 at 11:52 pm  Dejar un comentario  
Tags: , , , ,
A %d blogueros les gusta esto: