Socorro de Lo Alto

Sal 124-8

Published in: on 28 abril 2016 at 4:11 am  Dejar un comentario  
Tags: ,

Acciones que cambian el mundo

Picture-160 B copy

“Si algo importa, todo importa. Dado que tú eres importante, todo lo que haces es importante. Cada vez que perdonas, el universo cambia; cada vez que te esfuerzas y tocas un corazón y una vida, el mundo cambia; con cada bondad y favor, visto o no, mis propósitos se cumplen, y nada volverá a ser lo mismo.”

–William P. Young
La Cabaña

Un futuro brillante

Autumn sunlight 2 copy 2

El camino de los justos
es como la luz de un nuevo día:
va en aumento hasta brillar
en todo su esplendor.

–Proverbios 4:18 DHH

No falta mucho

190201_droga-aki-mgla-poromienie-slonca-gory-lasy copy 2
No desmayes;
los kilómetros
que restan
para llegar
al cielo son
pocos y cortos.

–Samuel Rutherford
(1600 – 1661)

Abundante misericordia

alone9 copy

Tus ofensas acumuladas
no sobrepasan la multitud
de las misericordias de Dios:
tus heridas no sobrepasan
la pericia del Médico
de los médicos.

–Cirilio de Jerusalén
(313—386)

No estoy solo

424926_Tree-Lined-Avenue
Yo sé que
hay Alguien
que me espera,
que no me abandonará,
que va delante de mí,
que me levanta,
alguien para quien
soy importante.

–Jürgen Moltmann

Infundiendo ánimo

conversation

En la vida de cada uno, en algún momento, nuestro fuego interior se apaga. Luego la llama vuelve a arder gracias a un encuentro con otro ser humano. Todos debemos ser agradecidos por aquellas personas que avivan el espíritu interior.

–Albert Schweitzer
(1875–1965)

La paz de Dios

398624

La paz del mundo
es intermitente basada
en circunstancias transitorias.
La paz del cristiano es constante
basada en el amor de Dios
que nunca cambia.

— Tim Keller

Hay un Redentor

3369220544_f52e115993_m-001

Todas nuestras vidas
están más quebrantadas
de lo que aparentamos.
Pero Jesús lo sabe,
y él está trabajando
en el asunto.

–Brian Zahnd

Aliento para el camino

Road at evening

Él te ha guiado hasta aquí en la vida . . . No estés ansioso de lo que puede pasar mañana. El mismo Padre Eterno que te cuida hoy te cuidará mañana. Él te protegerá del sufrimiento o te dará la fuerza suficiente para soportarlo. Por lo tanto, que estés en paz, desechando todo pensamiento inútil, todo miedo infundado, y toda imaginación ansiosa.

–San Francisco de Sales
(1567 – 1622)

A %d blogueros les gusta esto: